3 abr. 2014

¡Atiende qué fin de semana, lloramigas!

Tenemos el bloj más abandonao que los estudios universitarios de Paquirrín, pero es que estamos muy liados. Los simpáticos lectores sabrán perdonarnos. Si no saben es que no son suficientemente píos y malas gentes y por mi como si les llueve nada más salir de la pelu de alisarse el pelo. ¡Ea!
Digo que estamos liados porque andamos preparando los diplomas y las papeletas de la venta de kilómetros solidarios por Beatriz y tenemos que ejercer de trabajadores, padres y amantes esposos. Como además hay que ir buscando algún hueco para entrenar, tenemos menos tiempo que vergüenza y de eso andamos limitaditos, parcos, somos austeros en ello, tenemos menos vergüenza que un gatete en una pescadería.
Pero siempre sacamos tiempo para preparar física y sicológicamente un fin de semana como el que se avecina: entreno nocturno, Trail Batalla de Alarcos, ensile post trail y el domingo lo que surja.
El caso es que como tenemos que ir preparando las cuerpas al sufrimiento absurdo que nos espera en los palizones planteados para este año (Quijote Legend -joderse Quique, presi y figura-, Ultratrail del Montl Blanc -jodersus todos menos Quique, Manu y el menda-, Bosques del Sur...) se me ha ocurrido darle un poco más de tralla al finde ya que al fin y al cabo un fin de semana con solo una carrera de 50 kilómetros es un mierdo como un piano. Así que si alguien se apunta nos iremos la tarde-noche del viernes a meternos unas tres o cuatro horas por el campo andando o como mucho troticochineando para llegar a la cita con el tito Cabesc ya reventados desde el inicio. Somos así de tontacos.
El sábado tenemos el plato fuerte con el Trail batalla de Alarcos que este año presenta un nuevo recorrido, más duro, con más subiditas y bajaditas hasta completar los 50 kilómetros. Tras el ensile de campo, ensile para la cuerpa con migas, paella y líquido recuperador en formato lata.
Al que le queden fuerzas yo propondría echar una horita o dos de bici el domingo para ir recuperando las patas y forzando la patata que falta nos va a hacer.
Ale ya teneis el plan. El que quiera que se apunte al todo o a la parte que más le convenga.
Me sean felices, mangurrianes.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Buen fin de semana, ya te digo.

No se me ha olvidado el compromiso adquirido, es que mi MDR viaja mañana y no he podido ponerme a la faena.

Santi Palillo